El terremoto más fuerte de la historia: 9.5 en la escala de Richter y 10 minutos de terror

Ocurrió el 22 de mayo de 1960 en la ciudad de Valdivia, en el sur de Chile. Más de 2.300 muertos y dos millones de personas sin hogar.

Ocurrió el 22 de mayo de 1960 en la ciudad de Valdivia, en el sur de Chile. Más de 2.300 muertos y dos millones de personas sin hogar.

Durante el último tiempo se han registrado una serie de sismos y terremotos que han conmocionado al mundo. El terremoto de Chile y Haiti en 2010 con solo un mes de diferencia o el de Christchurch, Nueva Zelanda en 2011 o el de Japón en marzo de ese mismo año, son solo un recordatorio de que habitamos un planeta que está vivo y en constante movimiento y cambio.

Aunque también puede estar influido en que actualmente Internet y la inmediatez de los medios de comunicación permite tener registros casi al instante y nunca antes visto, lo cierto es que los sismos registrados en el último tiempo no están ni cerca del gran terremoto de Valdivia de 1960, considerado el movimiento telúrico más grande en la historia y del que se tenga registro.

El 22 de mayo de 1960 un terremoto de 9.5 en la escala de Richter sacudió a los habitantes de la ciudad de Valdivia, en la Región de Los Ríos en el sur de Chile. El violento movimiento telúrico estuvo precedido de otros dos ocurridos días previos.

A las 15:11 del 22 de mayo, Valdivia fue sacudido con el megaterremoto que tuvo una duración de casi 10 minutos, con su epicentro en las cercanías de Traiguén, provincia de Malleco, Región de La Araucanía. Tuvo una magnitud de 9,5 MW,​ el más potente registrado instrumentalmente en la historia de la humanidad.

Estudios realizados con posterioridad sostienen que en realidad se trató de una sucesión de al menos 37 terremotos cuyos epicentros abarcaron una superficie total de 1350 km. En otras palabras, el cataclismo devastó un territorio de más de 400 000 km².

Tras el movimiento telúrico se produjo un devastador maremoto con olas que alcanzaron los 10 metros de altura. El terremoto y posterior tsunami tuvo un saldo de 2.300 muertos, 3.000 heridos y dos millones de personas que perdieron su hogar.

La onda expansiva afectó también a países como Japón, Hawai, California y Nueva Zelanda que sufrieron las consecuencias con diversos tsunamis.

Fotos: Wikipedia

pixel

Lo más visto